Los puros


Prosigo asombrado algunas respuestas después el atentado sufrido por el diario EL PERIODICO. Y quizás las reacciones de quienes justifican el atentado sean mucho más graves, más dolorosas, mucho más ilustrativas actualmente que vivimos que la rotura de los cristales o los pintados en la fachada. Siento mucho odio, mucho resentimiento, una suerte de ensaltación de la crueldad necesaria y justa para castigar a un espiritista que afirmaba cosas que no agradaban a los que en este momento animan ese fuego. Aun he leído, de personas con un trasfondo intelectual poderoso, comparaciones aproximadamente sutiles (no muy sutiles, de hecho) entre mi periódico y los diarios que ayudaron en el vuelo de la serpiente de la ignominia.

Te puede interesar

Hablo de lo que sé. Aquí siempre he dicho lo que deseaba, nunca he guardado silencio sobre nada y siempre y en todo momento, siempre y en todo momento, se ha respetado una opinión que, precisamente, no agradó a todos. Es un periódico plural, con virtudes y defectos, claro, con cierta visión de la realidad impura, pues así es la verdad. Imperfecto No afirmes, sin saberlo, que era su turno, como algunos justos salvadores, puro en la purificación del fuego que quema la convivencia.

.



Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *