El PSG, un subcampeón con poco margen de maniobra



La Champions más surrealista de la historia acabó el 23 de agosto en el césped lisboeta del Estadio da Luz, con Neymar llorando tras una gigantesca etapa final, un PSG que había conseguido pasar los octavos de final por primera vez en su historia y con el Bayern de Múnich se proclama campeón, con un fútbol tan fiable como vanguardista. Hoy (21:00, Movistar Champions League), el líder de la liga francesa se enfrenta al RB Leipzig en casa, con 3 puntos en su casillero tras la derrota ante el Manchester United en la última jornada y con un máximo de siete derrotas, incluidas que son Mbappé y Neymar. La temporada del PSG hasta ahora ha sido una montaña rusa. Arrancaron la competición doméstica con dos derrotas, especialmente la que sufrieron ante el Olympique de Marsella, donde los parisinos acabaron con tres expulsados ​​tras una pelea, arrancada por los argentinos Paredes y Benedetto y finalizada por las acusaciones racistas de Neymar contra el central español Álvaro. González. “Lamento no haberle pegado a ese idiota en la cara”, dijo el delantero brasileño después del partido. Eso sí, tras los dos reveses, el PSG amplió su habitual superioridad en la Ligue 1 con siete victorias consecutivas, donde anotó 23 goles y concedió solo uno. El equipo dirigido por Thomas Tuchel, siempre con la mirada fija en Al-Khelaifi, aún no ha encontrado ritmo en la competición europea esta temporada. Tras unirse finalmente a la élite en Lisboa, con cartera y buen fútbol, ​​y ganar 0-2 al Basaksehir turco en la primera jornada, el delantero del Manchester United Marcus Rashford ha vuelto a conquistar la capital francesa con un gol crepuscular , como ya lo había hecho en 2018, cuando desmanteló a los parisinos en octavos de final. Esta vez significó solo la primera derrota del PSG en esta Champions, pero el 1-2 dejó al equipo con la necesidad de marcar al menos hoy en Alemania. Curiosamente, el RB Leipzig, bien dirigido por el precoz Julian Nagelsmann y tercero en la Bundesliga, fue el equipo que eliminó al Atlético y posteriormente jugó al PSG por un puesto en la final del año pasado, en un partido en el que, liderado por Neymar, el francés, ganó por 0 a 3. Hoy no estará el brasileño, ni Mbappé, lesionado en el último partido liguero, además de Bernat, Draxler, Verratti, Icardi y Letellier. Lo cierto es que el plantel de la plantilla estuvo incompleto en los primeros meses de competición de forma recurrente. Mataremos a todos los jugadores. No tenemos descanso “, se quejó Tuchel durante el fin de semana por la apretada agenda. Neymar, por ejemplo, sólo ha jugado el 26% de los minutos esta temporada entre penales, rotaciones y lesiones. Mbappé, el otro máximo exponente ofensivo. , jugó el 32%, lo que no le impidió marcar 7 goles en 6 partidos.Además, parte del equipo, tras perder ante el Bayern, se fue de vacaciones a Ibiza donde estuvieron en contacto con un caso positivo , que obligó a jugadores como Paredes, Di María, Navas o Icardi a entrar en cuarentena y perderse varios partidos. al inicio de temporada. En el mercado de fichajes menos glamoroso por la pandemia del Covid-19, incluso equipos como el PSG, acostumbrados a grandes ganancias, sufrieron económicamente. El francés sólo pagó 50 millones por el delantero Icardi, mientras que Kean, Pereira y Florenzi ficharon cedidos. Rafinha, que venía libre del Barcelona, ​​completa esta lista de jugadores de bajo perfil que deberán para liderar al PSG en su difícil hazaña en tierra teutónica, siempre con la mirada puesta en Estambul, donde si gana el Manchester United se llevaría 9 puntos y con la primera plaza del Grupo H a mano. .



Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *